Proyecto

El Origen

Todo empezó con él, con Friedensreich Hundertwasser, el gran arquitecto ecologista y avanzado del siglo XX. De él me llega el nombre, la idea y la inspiración de emprenderme en este proyecto. De él que llamó a la casa, la tercera piel, dentro de su teoría de “las 5 pieles”.

Para Friedensreich “en el fondo de todo se encuentra el ser, la persona, sus deseos y temores; sobre esta, pero siempre girando entorno a ella misma, se van depositando capas de significaciones que lo relacionan con todo el universo. Estas pieles, muchas veces olvidadas, nos conforman como individuos, partes de una sociedad y miembros de un entorno natural”.

Desde siempre, en todos los tiempos, y partes de la historia, el ser humano, como es lógico, debido a las inclemencias climáticas, ha buscado protegerse bajo un techo, sea una cueva, una cabaña, una construcción de hielo, etc… Partiendo de esa realidad de supervivencia básica y lógica hasta lo que hoy en día pueda ser un hogar con todas las comodidades y me permito decir “caprichos”, ha llovido mucho. Pero el nexo de unión de los primeros hospedajes de nuestros antepasados más lejanos a lo que pueda existir hoy en día en el primer mundo, es la necesidad de protección.

arianna burli origen

En países más avanzados esa necesidad de protección se suma a la búsqueda de comodidad y otros muchos factores. Hablo de factores como, la demostración de un estatus, el gusto por diversos estilos decorativos, la exposición de objetos adquiridos, el amor y cuidado o no cuidado hacia uno mismo y los demás, etc.

Pero cualquiera de las motivaciones que llevan a un ser humano pudiente de adquirir por ejemplo en propiedad o alquiler, un cubículo donde habitar y acomodarlo con diversos objetos, posee una base, un hecho, una realidad común. Hablo de “La tercera piel”, el reflejo del sentir y estar del ser humano que habita y disfruta de ese espacio. 

Y en este orden; piel, ropa, hogar-espacio físico, ofrecemos a nosotros mismos y al espectador la imagen de cómo estamos y/o cómo queremos presentarnos a terceros. A veces de forma inconsciente y otras de forma consciente. Las dos formas hablan de nosotros de manera tan clara como si de un mapa de nuestra vida actual  se tratase.

Scroll Up